CACHONDAS.COM
Cachondas.com  
 Chistes X
 Humor Gráfico
 Relatos Picantes
 Videojuegos X
 Wallpapers
Fotos
 Amateurs
 Animadoras
 Bikinis
 Cachondas
 Exhibicionistas
 Jovencitas
 Lencería
 Lesbianas
 Maduras
 Modelos
 Pornoduro
 Tetas Grandes
 Transparencias
Links interesantes
 Musica.com
 Superhumor.com
 Videoblogs.com
 Videojuegos.com
 Relatos  
Sólo sexo
Lo que voy a contar a continuación me sucedió ayer, cuando fui con unos amigos a una fiesta en un pueblo a unos 70Km de mi ciudad. Como llegamos muy tarde, ya casi todo el mundo se habia ido (pues es una fiesta que se celebra por la tarde) y preguntamos a los jovenes del pueblo dónde podíamos ir para pasarlo bien, y nos dijeron que a esas horas casi todos los jovenes estaban en un pueblecito a 17Km que tiene fama de marchoso.
Tras entrar en algunos de los pubs y tomar unas copas, entramos en un pub que tenia una decoración fantastica y una música muy animada. El sitio estaba lleno de chicas bonitas (yo calculo que habria unas tres chicas por cada chico). Empezamos a bailar, y al rato empece a notar como un culo rozaba con el mio. Al principio no le di importancia, pues habia mucha gente y es normal tropezarse con la gente, pero cada vez que yo daba un paso para apartarme, al poco tiempo ese culo ya estaba pegado al mio nuevamente y rozandose al ritmo de la música de un modo muy sensual. Y la cosa es que empezaba a excitarme. Lo que más me excitaba es que yo no sabía a quién pertenecia ese culo; es más... hasta podría ser el culo de un chico.
Cuando yo ya estaba super caliente, decidi darme la vuelta para averiguar quien me había provocado semejante erección, y cual fue mi sorpresa al encontrarme con una chica rubia de mi misma estatura y aproximadamente mi edad, pero con carita de niña. Iba vestida con una camiseta de algodón, de esas que dejan ver el ombligo y con unos pantalones negros muy ajustaditos que marcaban sus caderas a la perfección, y que marcaban el precioso culo redondeadito y duro que acababa de ponerme cachondo.
Me acerque mucho a ella, casi le toque la oreja con mis labios para preguntarle cómo se llamaba, y ella en vez de responderme, me dio un beso en la mejilla y me sonrió. Acto seguido se puso a bailar delante mia de una forma super sensual. Yo no sabía que hacer y, cuando le intenté preguntar de nuevo su nombre, ella me dijo al oido que eso no importaba. Mientras me decia esto al oido, con su mano derecha me acarició el paquete por encima del pantalón.
Eso me volbió loco y, sin dudarlo, le di un beso, que ella correspondio. Un beso largo y apasionado en el que nuestras lenguas se juntaron y juguetearon dentro de nuestras bocas. Seguimos bailando y ella cada vez se frotaba más a mí, dejandome sentir en el pecho la redondez de sus tetas y frotando con mi pierna su pubis. Yo estaba a punto de correrme cuando ella me cogió de la mano para llevarme fuera del pub. Hice un gesto a mis compañeros para que me esperasen alli hasta que volviese y ellos hicieron unos gestos obscenos al darse cuenta de lo que iba a hacer.
Al llegar fuera ella me preguntó si yo tenia coche y, sin dudarlo, nos apresuramos hacia mi coche, que estaba estacionado a unos cuantos metros de alli. Tras conducir unos minutos nos adentramos en un callejón oscuro (esos minutos ella los aprovechó para acariciarme el pene por encima del pantalon). Una vez estacionados, me abalance sobre ella besandola y sobandole las tetas, metiendo mis manos bajo su camiseta. En ese momento yo tuve mi primer orgasmo, un orgasmo con el que mojé todos mis calzoncillos. Ella me desabrochó el pantalón y mi pene saltó de su prisión todavia humedo y erecto. Sin decir nada, se agachó, metió mi pene en su boca y comenzó a mamarlo de una forma extraordinadia. Era tal el grado de excitación que me poseia, que estuve a punto de correrme de nuevo en el momento en que ella metió mi pene en su boca.
Despues de mamarme bien mamado, se recostó en el asiento y, mientras yo le quitaba la camiseta y el sujetador, ella ya se había desabrochado el pantalón y se estaba masturbando, cosa que me dio ganas de arrancarle la poca ropa que le quedaba y hacerle el amor de una forma brutal. Le quité el pantalón y las bragas y me agaché para oler el maravilloso perfume que emanaba de su sexo.
Con cuidado, comence a lamerle el coño y a meter mi lengua lo más profundo que podía. Ella me cogía la cabeza y me apretaba contra su vientre, como para intentar que mi lengua le llegase hasta lo más profundo de su ser. Al poco, ella tuvo su primer orgasmo, un orgasmo que hizo que se estremeciese de un modo que hasta yo senti parte de su orgasmo.
-¿A que esperas para follarme? -dijo ella mientras yo me ponia un condon.
Le puse mi polla en la entrada de su coño y, cuando ya iba a empezar a metersela, ella me rodeó con sus piernas y con sus pies en mis nalgas me empujó, y le clave toda la polla hasta que mis huevos le golpearon en el culo. Fue una sensación brutal, comence a bombear y a mamarle las tertas. Primero despacio y luego más rápido.
Cuando ya llevabamos un buen rato dandole al mete saca, ella me apartó y se saco mi polla de dentro. Yo me quedé muy extrañado, pero ella se dio la vuelta y, abriendo sus nalgas con las manos, me dijo:
-Clavamela como nunca se la has clavado a nadie.
Y asi lo hice... primero le meti los dedos para que esa pequeña abertura pudiese albergar toda mi polla. Ella ya estaba gimiendo como una loca cuando, sin avisar, le metí toda la polla de un golpe. Ella dio un grito y arañó los asientos de mi coche. La follé por detrás como nunca me había follado a otra y, cuando estaba a punto de correrme, le quité la polla del culo y me quité el condón para poderle rociar toda mi leche en la espalda. Pero ella la quiso en su boca, y se giró rapidamente para meterse mi polla en la boca, donde me corri de una forma increible.
Luego nos relajamos y nos vestimos. Cuando quise pedirle el número de teléfono ella dijo: -Dejalo así, sin nombres, sin teléfonos y sin amor... sólo sexo.
Sé que nunca más la veré, pero nunca olvidaré esa noche.

Links interesantes